Votando voooooooy...

La verdad que anoche, entre que porque me quedé hasta tarde mandando currículums y que me apetecía saber el ganador de las elecciones en EEUU, pues me quedé hasta cerca de las 6 de la mañana viendo la tele.
Obama ganó y los americanos mostraron un poco como son... salió un reverendo, homenaje a los caídos, el himno americano, etc. Pero una cosa me llamó poderosaente la atención, son unas elecciones que están "influenciadas".
¿Cómo puede ser que cuando en la costa este (NY-Washington) ya se sabe casi quien ha ganado, en la costa Oeste aún se pueda estar votando?
Yo ayer no lo entendía, no entiendo como el país con la democracia más antigua pasen estas cosas, no tiene sentido. Como decían en la tele y con razón, a la gente no le gusta perder, y si ya saben que en el Este está ganando Obama, pues muchos indecisos de la costa Oeste pues podrían votarle porque saben que va ganando.

Y luego un "momento suicida" que me ha pasado esta mañana. Jamás pensé que programas del corazón pudieran dar opiniones sobre esto, pero que Massiel sea una voz cualificada para darme puntos de vista que no sabía sobre Obama... no sé, no sé. La verdad que no entiendo el mundo del corazón. Odio los programas estos de cotilleo, me parece una mafia y no entiendo para qué tanto colaborador, si todos ya saben lo que va a decir, con que haya un tío ahí que lo cuente todo ya vale. Con la cantidad de periodistas que salen de las universidades... este panorama rosa que ha crecido aquí mientras estuve en Suecia me ha dejado un poco perplejo.

En cuanto a la temporada triatlética, unos pequeños dolores en la espalda me están machacando un poco, pero la verdad, ahora que ando por aquí quizá me anime a correr algún cross popular (el cross de la constitución por ejemplo) y espero también estar un poco en forma para la San Silvestre Arandina. La verdad que me gustan los crosses, cuando era pequeño alguna vez corría alguno y me gustan, ponerse los guantes, algo en el cuello, calentar bien por el frío que hace... y ale a correr como posesos, es parte ya de mis recuerdos de la infancia.
Es que pensar que hasta dentro de 5 meses no voy a volver a competir... se me va a hacer muy largo. Consultaré al entrenador cuántos crosses puedo correr, que tampoco quiero llegar el año que viene a Septiembre quemado por las carreras.

El invierno ha llegado con creces a Aranda. El otro día entrenando con la bici bajo el diluvio la verdad que casi muero de frío (calado hasta los huesos y pies y manos totalmente congeladas) me hicieron reflexionar, bueno... comprar... No vayáis a pensar que voy a dejar de salir con mal tiempo, yo ni rodillo ni leches. Si pone que hay que salir se sale. Lo que hice fue comprarme unos buenos cubrezapatillas y unos buenos guantes. Una pasta me dejé, pero espero que sea una buena inversión. La verdad que la sensación de acabar un entreno cuando ha estado lloviendo, con frio... son de esos días en que como dice, David Diego, te sientes Máster del Universo, lleno de motivación y orgulloso de tí mismo.

Tengo sueño... pero si eso ya más tarde, ahora si me disculpan me voy con la bici.

2 comentarios:

davidiego dijo...

dos tirones de orejas:
A) qué haces despierto hasta tan tarde, si madrugas te hubieras enterado de lo mismo.
B) qué haces viendo esos programas en vez de estar haciendo algo más productivo.

Ahora que lo has entendido, vete a conquistar el Universo.

Acabo de encargar unas botas de ciclismo de gore-tex. Agradecerás haberte gastado el dinero en unos buenos guantes.

;)

ATALANTA dijo...

Hola, de vez en cuando me pierdo por aquí. Me gustó mucho tu crónica del Alpe D´huez. Yo también lo hice aunque en el pelotón de los torpes, no ahí alante.
De los entrenos con mal tiempo, ya sabes lo que decía Alix, que tenían valor doble, lo que entrenas tú y lo que deja de entrenar el otro.
En Aranda he pasado yo muy buenos ratos. Varias veces estuve en el Festival Sonorama de fines de agosto.
Un saludo.